El beneficio de la basura

septiembre 4, 2017

En México existe un gran problema: la basura. Sobre todo aquella que se genera en función al tamaño de la población: los residuos sólidos urbanos (RSU). Para el 2015, el INEGI contabilizó casi 120 millones de habitantes, y considerando que cada habitante produce aproximadamente 1 kilogramo de basura al día, terminamos generando en promedio 102,895 toneladas de RSU diariamente.

Según los datos de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) disponibles a través del Sistema Nacional de Información Ambiental y de Recursos Naturales (SNIARN), del 2001 al 2012, la generación de residuos sólidos urbanos a nivel nacional incrementó en promedio 964 mil toneladas anuales, por lo que de mantenerse ese incremento, esperaríamos que la cantidad actual de basura aumente en 2 mil 643 toneladas diarias.

Pero esta información ¿por qué debería suponer un problema para el país? Como señala la Semarnat a través del Informe de la Situación del Medio Ambiente en México con fecha del 2015, el mal manejo de los sitios de confinamiento de los RSU resulta en la generación de biogases y gases de efecto invernadero, por ejemplo: metano, dióxido de carbono, sulfuro de hidrógeno; y en menor cantidad monóxido de carbono, amoniaco; hidrocarburos aromáticos y cíclicos, y compuestos orgánicos volátiles.

Estos gases, además de contribuir con el calentamiento global, tienen un impacto directo nocivo sobre la salud humana. Pero no solamente el aire es aquél recurso que puede resultar contaminado, sino también los suelos y cuerpos de agua debido a la formación de lixiviados: por su diversa composición, los lixiviados1 son capaces de producir problemas como toxicidad, eutrofización2 y acidificación de suelos y cuerpos de agua.

Finalmente, con relación a los problemas que pueden generar los residuos sólidos urbanos a causa de su mal confinamiento, se encuentra la proliferación de fauna nociva y transmisión de enfermedades: moscas, cucarachas, pulgas y mosquitos, comúnmente vectores de enfermedades como diarrea, tifoidea, paludismo, giardiasis y dengue; ratas, las cuales diseminan peste, tifus y leptospirosis; y aves, capaces de diseminar toxoplasmosis.

En 2012 México recicló solamente el 9.6% de los residuos generados. Es de preocuparse que estemos únicamente almacenando estos millones de toneladas producidas anualmente, teniendo en cuenta que los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), de la cual México forma parte, reciclaron en promedio 24% de sus residuos, siendo los más altos Corea del Sur y Alemania con unos 58 y 47% respectivamente.

Considerando el bajo porcentaje de reciclaje de residuos sólidos urbanos, acabamos destinando poco más del 90% de estos residuos a rellenos sanitarios. Esto supondría que de las 102 mil 895 toneladas diarias generadas, aproximadamente 92 mil 605 estarían siendo destinadas a depositar “bajo la alfombra”. En esta situación se encuentran diversos estados, por ejemplo, en 2012, la Ciudad de México, Aguascalientes y Quintana Roo dispusieron en su totalidad los residuos sólidos generados en rellenos sanitarios; Oaxaca, Tabasco, Hidalgo y Chiapas, destinaron menos del 43% de sus residuos a rellenos sanitarios en el mismo año.

¿Es la basura un negocio?

Sin duda alguna, existen personas que sacan beneficio de esta situación, no por las afectaciones ambientales, ni de salud, sino porque la misma logística del manejo de residuos; su recolección, reciclaje y disposición requieren de una infraestructura lo suficientemente robusta para satisfacer estas actividades. Esta infraestructura es considerada un servicio público, la cual a nivel municipal es provista por el ayuntamiento con sus respectivas mecánicas establecidas en sus correspondientes Reglamentos para la Prestación del Servicio Público de Recolección, Transporte, Tratamiento y Disposición Final de Residuos Sólidos o equivalente de cada municipio.

Actualmente existe un municipio con poco menos de un millón de habitantes (159 mil menos que Monterrey N.L.) que genera casi 400 millones de pesos anualmente gracias a los residuos sólidos urbanos: El condado de Pinellas en Estados Unidos. Esto lo logra a través de las instalaciones de su planta de Generación de Electricidad Mediante Residuos Sólidos Urbanos (Waste-To-Energy o WTE). Esta planta de WTE, tiene la capacidad de procesar 3 mil toneladas de residuos sólidos urbanos diariamente, a su vez produce 75 MWh de electricidad con los cuales se alimenta la planta y se venden los 60 MWh restantes a la empresa Duke Energy. Si estos 60 MWh se vendieran conforme a la tarifa de consumo básico de la CFE a julio del 2017, hablaríamos de un ingreso de 47 mil 580 pesos por hora, o 1 millón 142 mil pesos diarios. Otro ejemplo de este aprovechamiento es la Lancaster Waste-To-Energy Facility en Pensilvania, que en 2016 obtuvo ganancias de poco menos de 5 millones de pesos con el reciclaje de materiales ferrosos, poco más de 4 millones de pesos por no ferrosos y un ingreso de 103 millones de pesos por la venta de energía generada. Para el 2015, 71 plantas de WTE junto con otras cuatro plantas de generación de energía produjeron casi 14 GWh de electricidad quemando residuos sólidos urbanos, según datos de la Administración de Información Energética de Estados Unidos.

En principio, estas plantas generan electricidad mediante la incineración de residuos sólidos, donde el calor generado es aprovechado con intercambiadores de calor para producir vapor, el cual impulsa uno o varios turbogeneradores. La energía generada, comúnmente es aprovechada para alimentar el proceso y la electricidad restante es vendida a proveedores de electricidad. Pero este no es el único modo como obtienen ingresos, pues es común que se aprovechen los componentes valorizables de los residuos sólidos urbanos por medio del reciclaje, diversificando los productos y por lo tanto los mismos ingresos. Según el Informe de la Situación del Medio Ambiente de la Semarnat, los principales componentes valorizables de los residuos sólidos urbanos en 2012 fueron: papel y cartón, PET, vidrio, plástico; electrónicos y electrodomésticos; fierro, lámina y acero; aluminio; cobre, bronce y plomo.

 

 

Los volúmenes de residuos sólidos urbanos requeridos para mantener funcionando una planta WTE por 24 horas los 7 días son de, por lo menos, centenas de toneladas al día, y una sola planta puede incinerar los residuos sólidos urbanos de múltiples municipios, típicamente logrando una reducción del 80 al 95% en el volumen de los residuos sólidos urbanos. Según la Guía de Usuario para la Generación de Electricidad Mediante Residuos Sólidos Urbanos de la CFE, las tarifas de confinamiento en rellenos sanitarios oscilaban entre los 125 a 350 pesos por tonelada. Esto abre la oportunidad a otra herramienta sustentable, tanto para los municipios como para las plantas WTE, dado que es posible aprovechar estas tarifas como ingreso de las mismas plantas, ya que éstas comúnmente disponen las cenizas del proceso en rellenos sanitarios.

En la misma Guía de Usuario para la Generación de Electricidad Mediante Residuos Sólidos Urbanos de la CFE del 2012, se hace mención que para ese mismo año se habían contabilizado 900 plantas de WTE, siendo 215 construidas en la primera década del siglo XXI.

México emplea diversas estrategias para satisfacer sus necesidades energéticas y  ambientales con diversos programas, como los de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa), la Secretaría de Energía (Sener) y la Semarnat. Un ejemplo de esto es el fomento del manejo y la gestión integral de los residuos sólidos urbanos y de manejo especial en el país, a través del financiamiento de estudios o programas de prevención y gestión integral y proyectos, llevado a cabo por la Semarnat a través del Programa para la Prevención y Gestión Integral de Residuos, el cual otorgó poco más de 96 millones pesos en 2016 a diversos proyectos llevados a cabo en diferentes Estados de la República Mexicana.

¿Por qué no aprovechar más la basura e invertir de manera estratégica con la posibilidad de generar ganancias millonarias?

 

Facebook Comments
A %d blogueros les gusta esto: